>Cosasdemujer

Los auténticos riesgos de la operación bikini que nadie te ha contado

Autor: Comentar
Comparte este artículo
9 Junio, 2017
El sol brilla cada vez con más intensidad y se reducen los días que nos acercan a la playa y las ansiadas vacaciones. Lucir tipo es la obsesión de muchos y muchas en verano, pero la mayoría no somos conscientes de los riesgos de la operación bikini.

Riesgos de la operación bikini

No podemos pretender perder peso y estar en perfecta forma física en cuestión de unos pocos meses. Sometemos a nuestro cuerpo a una enorme presión como castigo por no habernos cuidado durante todo el año. Adiós a una dieta equilibrada, adiós salud y, aunque no lo queramos creer, adiós belleza. ¿Cómo es posible que la conocida operación bikini suponga toda esta debacle?

Con la operación bikini nos obsesionamos, maltratamos nuestro cuerpo y hasta podemos perder luminosidad en la piel si no actuamos de forma controlada. 

Lo peor de todo esto es que los medios se colapsan con anuncios de todo tipo de mejunjes, productos y dietas que adelgazan, drenan, bloquean las calorías, aceleran el metabolismo, queman las grasas… ¿Puede ser eso bueno para nuestro organismo? ¿Aún no nos hemos dado cuenta de que no funcionan?

Puede empeorar el asunto. La mayor parte de esos anuncios sobre operación bikini están destinados a la población femenina. Nos quieren convencer para que seamos más delgadas, más guapas, más sexys…  Pero…¿cuáles son los riesgos?

Riesgos de la operación bikini que no puedes pasar por alto

Los riesgos de la operación bikini que debes conocer para no cometer los mismos errores de todos los años son los siguientes:

-Podemos llegar a obsesionarnos: El ansia por reducir de peso, y no ver resultados, puede llevarnos a preocuparnos desmesuradamente por nuestra figura. Lo que podría derivar en trastornos de tipo alimenticio como la anorexia o la bulimia.

-Forzamos a nuestro cuerpo: La presión a la que sometemos al organismo, (alimentación incorrecta, abuso del deporte) nos lleva a sufrir alteraciones en el sueño, fatiga, malestar estomacal, mucha sed…

-Efecto rebote y efecto yoyó: Los pocos kilos que pudiéramos llegar a perder los recuperaremos y, quizá incluso, los doblaremos.

-Piel menos luminosa: Pese a que nos creamos más bonitas, nuestra piel se resiente bajo la operación bikini y pierde luz y elasticidad.

Riesgos de la operación bikini que no puedes pasar por alto

¿Qué podemos hacer?

Centrémonos en estar sanas para poder estar hermosas, al margen de la operación bikini. Ese es el primer mantra que debemos grabar en nuestra cabeza. No hay dietas sobrenaturales, hay voluntades para empezar a cuidarse.

-Come con calma. La vida cotidiana no siempre nos facilita hacer esto, pero tenemos que intentar tomarnos nuestro tiempo para comer, masticando bien y disfrutando del plato.

-Controla las porciones. Es mejor llenar poco el plato y repetir si no quedamos saciados que llenarlo hasta rebasar el borde.

-Variedad. Lo saludable no impide que un día comas algo que te apetezca mucho. Lo que sí implica es que incluyas frutas, verduras, pescado y demás elementos de manera balanceada.

Adelgazar no es fácil, ni con novedosos métodos, ni remedios milagrosos, ni con productos específicos para la popular operación bikini. Mantenerse sano sí lo es.

Basta con llevar una alimentación saludable y hacer deporte con regularidad. ¿Qué es lo que entendemos por una alimentación saludable? ¿Purés de verdura y ensaladas sosas y tristes?. No es así, una alimentación saludable se fundamenta en apostar por dietas sanas. No te pases, pero tampoco te prives el resto de tu vida.

¿Y vosotras?, ¿conocíais los riesgos de la operación bikini?

Por:
Etiquetas:
Categorías: Belleza