Cómo controlar los antojos de comida (consejos básicos)

Autor: Comentar
Comparte este artículo
Si nos lo proponemos podemos controlar los antojos de comida con algunos sencillos trucos. Estos antojos son muchas veces los grandes culpables de que nos cueste mantenernos en nuestro peso ideal. Pueden ser causados por distintos motivos, como carencias nutricionales o factores psicológicos.

Consejos básicos para controlar los antojos de comida

Solemos sentir estos antojos de comida hacia alimentos que no nos aportan apenas beneficios nutricionales. Para controlarlos, deberemos reemplazarlos por otras comidas más saludables, dependiendo de lo que realmente demande nuestro organismo. Hay que tener en cuenta que estos impulsos se basan en la necesidad de unas vitaminas o nutrientes concretos.

Por ejemplo, cuando sentimos deseos de comer algo dulce, puede que suframos una importante falta de ácidos grasos Omega-3. por lo que una dieta rica en pescado y aceite (especialmente de lino o de coco) suplirá esta carencia. Sin embargo, a veces los antojos de dulces tiene que ver con los niveles de azúcar en sangre, problema que solucionaremos evitando productos de pastelería y sustituyéndolos por fruta o cereales.

Mención aparte merecen los antojos de chocolate, que indican un nivel insuficiente de magnesio. Para remediarlo deberíamos llevar una dieta rica en pescado, nueces, semillas y vegetales.

Por otra parte, los antojos de alimentos salados suele significar una falta de sodio; el apio y el pepino son ideales para combatirlos, ya que son una buena fuente de este elemento. Las ganas de comer queso, por su parte, muestran una deficiencia de ácidos grasos esenciales, que podemos complementar con semillas de lino, salmón y nueces.

Como hemos dicho, las emociones juegan un papel muy importante en los antojos de comida, pues muchas veces utilizamos la comida para calmar la tristeza o la ansiedad. Por ello es fundamental que pensemos en qué momento tenemos ganas de comer: si estamos estresados, nos sentimos solos, etc. En este caso lo mejor que podemos hacer es llenar este vacío con distracciones, o si es necesario, con alimentos sanos como fruta o cereales.

Los ejercicios de relajación también son muy efectivos, especialmente si sentimos estos antojos por la noche. Muchas veces es cuando estamos a punto de dormirnos, intentando relajarnos, el momento en que nos invade la necesidad de comer. Por ello es clave que nos alimentemos bien durante el día, incluyendo todos los nutrientes necesarios en nuestra dieta. Por otra parte, la falta de sueño también puede ser la causante de estos antojos.

Además, un desayuno completo y sano es fundamental para que no sintamos hambre durante el resto del día, y  no piquemos entre horas. Es por este motivo que las dietas demasiado restrictivas no son recomendables para perder peso, pues provocan más hambre y nos empujan a ingerir alimentos nada recomendables para nuestra salud.

Por tanto, vemos cómo la mejor forma de controlar los antojos es llevar una dieta completa y sana, así como practicar ejercicio regularmente.

Y como en estas fiestas somos más propensos a comer platos con calorías de más , te proponemos que leas este post: 10 platos bajos en calorías y deliciosos para Navidad.

Por:
Etiquetas:
Categorías: Dietas


0 Comentarios Enviar un comentario