Beneficios del zumo de tomate para la salud

Autor: Comentar
Comparte este artículo
Entre los alimentos más completos que podemos encontrar está el tomate, repleto de nutrientes y vitaminas. Ahora que se acercan los días calurosos, muchas personas optan por consumirlo en zumo, pues el zumo de tomate es una de las bebidas más refrescantes y sanas que existen. A continuación te vamos a explicar los beneficios del zumo de tomate para la salud.
Beneficios del zumo de tomate para la salud

Y es que el tomate es un alimento muy valorado a nivel nutricional. Los estudios demuestran que se trata de una importante fuente de nutrientes y beneficios para el organismo. Además de ayudarnos a reponer líquidos y a refrescarnos, contiene infinitas propiedades que hacen de él una fruta excelente.

El zumo de tomate es un potente antioxidante

Hay que destacar su alto contenido en licopeno, un antioxidante responsable del característico color rojo del tomate, también presente en la sandía, la papaya, la guayaba y el pomelo rojo, entre otros. Este compuesto tiene un efecto protector contra la hipertensión, las enfermedades cardiovasculares, la diabetes y el cáncer, entre otros. Tan sólo un vaso de zumo de tomate nos aporta casi un 50% de la cantidad diaria de licopeno que necesitamos.

Esta sustancia también ayuda a combatir los radicales libres que causan el envejecimiento prematuro de la piel, así como a reducir el colesterol. Protege, además, las células de la próstata, por lo que es muy recomendable para combatir este tipo de cáncer. El contenido de licopeno en el tomate es variable dependiendo de las distintas variedades del mismo, sus condiciones de producción y su grado de madurez.

Beneficios del zumo de tomate para la salud

El zumo de tomate es muy rico en hierro, que favorece la producción de glóbulos rojos, sodio y magnesio. También posee un elevado índice de potasio, mineral que promueve el desarrollo celular, con lo que ayuda a mantener los músculos fuertes. Otra de los grandes beneficios del zumo de tomate es que es un potente diurético.

No podemos olvidar su elevado porcentaje de vitamina A y vitamina C, gracias a lo cual contribuye a mantener fuertes nuestros huesos, dientes y sistema inmunológico, así como la vista. La vitamina C, por su parte, nos hace más fácil la cicatrización. También nos aporta vitamina K, que fomenta la absorción de calcio.

El zumo de tomate es perfecto para dietas de adelgazamiento, pues contiene muy pocas calorías, mejora la digestión y tiene un fuerte efecto saciante. Además, gracias a su bajo nivel de azúcar, es ideal para aquellos que padecen diabetes.

Pero a pesar de todos estos beneficios, debemos tener cuidado a la hora de tomar zumo de tomate. Consumirlo en exceso puede provocar dolores de estómago y afectar al funcionamiento de la flora intestinal; de hecho, abusar de él puede llegar a provocar cólicos y diarreas. Es algo común en todos los frutos cítricos.

El zumo de tomate puede tomarse sola o endulzarlo con algunos condimentos, como la canela o la vainilla, o si lo prefieres salado también le va bien un poco de pimienta y una pizca de sal. En todo caso es un alimento delicioso, fácil de hacer y completo, perfecto para cuidar nuestra salud.

Por:

Categorías: Salud


0 Comentarios Enviar un comentario