red de blogs cosasde
 
 Comentarios: 2

Verdades y Mentiras de los Productos Light

Desde hace unos años casi cualquier producto que podamos imaginar tiene su versión Light. La palabra “Light” inunda las estanterías de los supermercados apelando a la preocupación de los consumidores por su salud y apariencia física. Esto ha derivado en numerosos mitos que no siempre son verdad. Su verdadero uso no es el de adelgazar, sino el de no engordar tanto, siempre y cuando se consuman de la forma correcta.


Mucha gente cree que las cosas light no engordan y por ello consumen doble cantidad de lo que consumirían si no lo fuera. Sin embargo, Light no significa que no engorde, no tenga grasa o azúcar, sino que tiene menos calorías. Por ello, si aumentamos la dosis, tomaremos la misma cantidad de calorías que si tomáramos la versión normal del producto. Si se pretende de verdad consumir menos calorías y no aumentar peso, deberemos moderar el consumo. El aporte calórico de los productos ligeros es menor, sin embargo, como recuerda la doctora Petra Navarro de Instimed, Instituto Médico de Nutrición, Cirugía y Estética, determinados alimentos son grasos por naturaleza, como es el caso de los lácteos, aun tratándose de la versión Ligth. Hay que tener en cuenta también que, aunque engorden menos, no sirven para adelgazar.

La doctora Navarro también recuerda que muchos de estos productos no llevan azúcar pero que contienen fructosa o sorbitol, sustancias que al entrar en contacto con nuestro organismo se convierten en azúcar. Otros han sustituido la grasa animal por la vegetal o por otra mas elaborada.Otro de los términos más utilizados en los últimos años es “integral“. También a estos se les atribuye comunmente la propiedad de no engordar por estar elaborados con harina refinada. Pero esta harina puede ir con azúcar, aceite y grasa.

A pesar de la multitud de productos que hoy en día cuentan con el apellido “light“, hay que tener en cuenta que hay productos a los que es imposible quitar la grasa, como es el turrón.

No se deben consumir estos productos en exceso, ya que podría tener como consecuencia desequilibrios nutricionales. Las grasas y los azúcares, aunque deban tomarse con moderación, son nutrientes necesarios para el buen funcionamiento del organismo, por lo que no conviene eliminarlos radicalmente de nuestra dieta.

Por último, la doctora Petra Navarro recuerda que se puede “comer light” pero sin consumir este tipo de productos. Sólo hay que consumir productos más naturales y con menos aporte energético.

Por:

Etiquetas:
Categorías: General

 Comentarios: 2

También te puede interesar

Comentarios (2)

   noooe!
hay que comer las veces necesarias y quedandote agusto,sin apretarte, pero ampoco quedandose con ganas, y comer sano.
hola
Envía tu comentario
Nombre:  
Email:  
Mensaje: