Comentarios: 1

Te_helado

Parece que la bebida inglesa por antonomasia va captando adeptos fuera de sus fronteras y es que cada vez es menos raro encontrar gente enganchada a sus encantos. Durante los meses de verano, el té helado es una de las opciones más solicitadas. Aunque marcas muy conocidas lo comercializan, no es difícil hacerlo en casa.


Cualquier variedad de es susceptible de ser consumido como helado. Puede servirse con hielo o guardarlo en una jarra en el frigorífico para posteriormente ser consumido. El té helado puede servirse con una rodaja de limón o con hojas de menta que dan un toque especial a su sabor. Es importante que al preparar el té, lo dejemos enfriar a temperatura ambiente porque si lo helamos directamente, se formarán grumos y condensados que darán un molesto sabor ácido al helado.

Conocidas marcas como Nestea o Lipton comercializan té helado pero nosotros mismos lo podemos hacer en casa sin problemas. Te damos unos sencillos consejos para que hagas tu propio té helado.

Té helado verde. Pon a calentar medio litro de agua en un cazo. Cuando esté caliente, pero sin hervir, añade un par de cucharaditas de té verde. Déjalo reposar durante 10 minutos. Posteriormente viértelo en una jarra y deja que se enfría a temperatura ambiente. Luego coge un par de vasos helados o con unos cubitos de hielo y añade el té. Para servir incorpora una rodaja de limón.

Puedes realizar la misma operación con distintos tipos de té. Elige el que más te guste. Al servirlo puedes añadir unas hojas de menta para darle un toque especial.

Por:

Etiquetas:
Categorías: Dietas, General

 Comentarios: 1

También te puede interesar

Comentarios (1)

   ñ-vc.v, vflfdñvl,fvñlerlñvlev.ñevlv
loddddlk,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,,
Envía tu comentario
Nombre:  
Email:  
Mensaje: